Archive for author: Elias Merdek

El CIMF recomienda: Desarrollan telas antivirales para barbijos de uso social

Estos nuevos tapabocas permiten inactivar Coronavirus en solo cinco minutos. Investigadoras Superiores del CONICET participaron de la dirección del proyecto.

 

Un equipo de investigación integrado por científicas y científicos del CONICET, la Universidad de Buenos Aires (UBA) y la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM), con el apoyo de la PYME textil Kovi S.R.L., desarrolló telas tratadas con activos antivirales, bactericidas y fungicidas para, entre otras cosas, fabricar barbijos de uso social. Sus propiedades antimicrobianas fueron testeadas con éxito por el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) y su acción antiviral por el Instituto de Virología del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA).

“Los estudios realizados en el Instituto de Virología del INTA mostraron que estas telas tienen la capacidad de inhibir Coronavirus similar al SARS-CoV-2- agente patógeno que causa el COVID-19- en menos de cinco minutos”, destaca Silvia Goyanes, investigadora del CONICET en el Instituto de Física de Buenos Aires (IFIBA, CONICET-UBA) y una de las directoras del proyecto. “Una gran ventaja de este desarrollo es que todos los insumos que requiere están disponibles en grandes cantidades en nuestro país y que el proceso industrial utilizado para su manufactura se puede hacer en cualquier fábrica textil, dado que es el mismo que se usa para teñir telas; por lo que es posible producir estos barbijos en las cantidades que se requiera. Este barbijo no es una promesa sino una realidad, cualquier persona que quiera comprarlo, ya puede hacerlo”, agrega y aclara que, de todos modos, son aptos para uso social, pero no para uso médico o profesional.

Otra ventaja de este barbijo, que se comercializa bajo el nombre de Atom Protect, en comparación con los tapabocas comunes, es que, al ser autosanitizante, no solo disminuye simultáneamente la probabilidad de infectarse con el patógeno que provoca el COVID-19 -al menos a través de la boca y de la nariz- y la posibilidad de contagiar a otros; sino que también por sus propiedades bactericidas y antihongos es más higiénico y evita que el individuo que lo usa respire sus propios gérmenes; lo que permite que se los pueda usar muchas horas seguidas. Por la misma razón, también se reduce el riesgo de que una persona termine contrayendo una infección por tocarse el barbijo con las manos, aunque hacerlo, de todas maneras, nunca es aconsejable. A esto se suma el hecho de que, al estar fijados mediante materiales poliméricos, los activos antivirales, fungicidas y antibacterianos se mantienen en la tela, inamovibles, tras al menos quince lavados. Por el momento, estos barbijos de uso social pueden adquirirse en la fábrica al por mayor o a través de su tienda en línea.

“La ventaja que tiene este barbijo, con respecto a productos que ejercen acción antiviral a través de campos electrostáticos, es que esta acción antiviral de las telas desarrolladas no tiene fecha de vencimiento”, indica Goyanes, que es también profesora titular del Departamento de Física de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UBA (FCEN, UBA), donde dirige el Laboratorio de Polímeros y Materiales Compuestos.

“La resistencia de los activos bactericidas, fungicidas y antivirales a ser removidos de la tela tras muchos lavados es también garantía de que la persona que usa este barbijo no va a ‘tragarse’ estas partículas (iones de plata y cobre y otros compuestos antimicrobianos). En este sentido, es necesario señalar que también se realizaron pruebas que mostraron que Atom Protect no es citotóxico; lo que es importante en un producto que está en permanente contacto con la piel”, agrega Ana María Llois, investigadora del CONICET y directora de la Unidad Ejecutora Instituto de Nanociencia y Nanotecnología (UE-INN, CONICET-CNEA) y otra de las personas responsables de la dirección del proyecto.

 

Dos telas, tres capas

Las telas utilizadas para la fabricación de estos barbijos son tejidas de algodón poliéster -como el de las sábanas- que adquieren la propiedad de inactivar virus y matar bacterias y hongos a partir de ser tratadas con diversos productos antivirales y antimicrobianos que desarrolló el equipo de investigación.

La capa de tela interior del barbijo –la que queda junto a la boca y la nariz- incorpora iones de plata y otros compuestos fungicidas y antibacterianos, junto con materiales poliméricos que permiten la retención de estos activos. La capa de tela externa es tratada con un producto que contiene iones de cobre –que son los que le brindan al tapabocas la acción antiviral-, compuestos fungicidas, bactericidas y polímeros.

“Sobre la tela externa se aplica una tercera capa polimérica semipermeable que permite lentificar el proceso de absorción de la microgotas en las que se transportan las partículas virales. Lo que hace esto es otorgarles más tiempo para ejercer su efecto a los iones de cobre y al resto de los componentes antimicrobianos, cuya acción, de todas formas, es muy rápida. Si uno tira una gota de agua sobre esta capa externa, observará que va a demorar mucho tiempo en humedecer la tela”, explica Goyanes.

 

Acción instantánea

Las investigadoras destacan que la acción antiviral y antibacteriana de los activos con que se trata la tela para fabricar estos barbijos es casi inmediata, una vez que los patógenos entran en contacto ella. Las pruebas realizadas en el INTI -para testear las propiedades bactericidas, que ya habían sido evaluadas en el Instituto de Investigación en Ingeniería Ambiental (IIIA, UNSAM)- mostraron que luego de dos minutos el número de bacterias se reducía tanto que no era posible contarlas. Además, se constataron en el INTI las propiedades fungicidas.

“En el Instituto de Investigación de Virología del INTA se hicieron los testeos de las telas contra varios virus, y se comprobó que en un período de dos horas su acción antiviral era excelente. Pero además se realizó una prueba específica para ver su capacidad para inhibir un Coronavirus similar al SARS-Cov-2 en un intervalo de solo cinco minutos, que es el tiempo mínimo de testeo, y los resultados no pudieron ser mejores. Esto significa que Atom Portect desactiva al virus en incluso menos de cinco minutos”, señala Llois, quien es además investigadora de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA) y profesora titular la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UBA (FCEN, UBA).

 

Los becarios van a la fábrica

En la dirección del proyecto, junto con Goyanes y Llois, también estuvieron Roberto Candal, investigador principal del CONICET y secretario de investigación del IIIA, y Griselda Polla, directora del Equipo de Vinculación y Transferencia del IIIA. Además participaron, por parte del CONICET, la investigadora independiente Lucía Famá (IFIBA) y los investigadores asistentes Lucas Guz y Patricio Carnelli (ambos de IIIA). Pero de acuerdo con las investigadoras, uno de los motores más importantes que tuvo este desarrollo fue el trabajo que realizaron becarios y becarias durante la primera etapa de la cuarentena.

Las condiciones impuestas por la pandemia y la cuarentena, junto con la particular sinergia que implicaba este proyecto entre el CONICET, universidades nacionales y una empresa textil, llevaron a que becarios doctorales y posdoctorales del CONICET y la Agencia I+D+i, en el IFIBA y el IIIA, acudieran a la fábrica de Kovi S.R.L. en el partido bonaerense de La Matanza, para poder conocer de cerca los equipos y los procesos con los que trabajaban, realizar pruebas a escala industrial y así realizar la transferencia.

“Aunque el producto lo teníamos en mente, era importante para nosotros adecuar el proceso de fabricación a uno que se utilizara de forma usual en la empresa textil. Nosotros nos manteníamos en contacto con los becarios mediante videollamadas y filmaciones que nos enviaban para que pudiéramos observar los equipos que tenía la fábrica y los procesos que utilizaban. Me parece significativo destacar el trabajo de estos jóvenes científicos que muchas veces arrancaban su día laboral a las siete de la mañana para volver a su casa a las doce de la noche”, subraya Goyanes.

 

Un proyecto tecnológico con una función social

El acuerdo realizado entre el CONICET, la UBA, la UNSAM y Kovi S.R.L., que le otorga a la PYME de La Matanza la licencia exclusiva para fabricar estas telas, establece que durante los primeros seis meses de producción, la empresa va a donar el 10 por ciento de las telas que produzca a pequeños talleres del conurbano bonaerense, que confeccionarán barbijos para otorgar de forma gratuita a personas que no se encuentren en condiciones de comprarlos. “Que son justamente quienes más los necesitan”, señala Goyanes.

 

De cara al futuro

Tras esta experiencia, el desafío que se plantea ahora el equipo de investigación es diseñar mascarillas para uso médico de alta tecnología. Este nuevo desafío es uno de los proyectos seleccionados y financiados por la Agencia I+D+i en el marco de la convocatoria IP COVID 19, lanzada como parte de las acciones de la Unidad Coronavirus.

“La principal diferencia que tienen las mascarillas médicas respecto de los barbijos de uso social es que tienen que estar hechos con telas no tejidas; por lo tanto, los procesos y los productos son diferentes”, indica Goyanes.

“De todas formas, el ejercicio de desarrollar estos barbijos sociales fue más que útil para el trabajo que viene ahora. Hay que tener en cuenta, además, que las mascarillas son un producto médico de uso constante, y lo seguirán siendo aun cuando no haya pandemia”, agrega Llois.

 

Fuente: conicet.gov.ar

El CIMF recomienda: «Una costura vertical en una mascarilla es abrir una ventana»

La farmacéutica Boticaria García explica por qué las mascarillas con bordados o costuras son menos seguras

 

“Poner una costura vertical en una mascarilla es como poner una ventana a una puerta, puede que le des golpes y no la llegues a romper, o ser muy pequeña y que no puedas entrar a través de ella, pero está claro que están enseñando el interior a través de ella y que seguridad no le aporta”. Así de clara y concisa ha sido la farmacéutica e influencer, Marian García (@BoticariaGarcía en Instagram) a la hora de criticar este tipo de mascarillas de tela que se comercializan o se fabrican en casa para proteger del coronavirus Covid-19 y que alegan tener certificado de seguridad.

La experta asegura que la metáfora no es una “opinión” sino una obligación según las indicaciones del workshop agreement para la fabricación de mascarillas higiénicas del CEN-CENELEC (Comité Europeo para la Estandarización). “Do not make vertical seams along de nose, mouth And chin» (en español: No hagas costuras verticales a lo largo de la nariz, boca y mentón), parafrasea la experta.

De esta forma, Boticaria invita a los usuarios a usar correctamente este preciado bien de protección frente al Covid-19. Además, asegura que la indicación europea se complementa con la española por la cual, y según la norma UNE, “el diseño de la mascarilla debe seguir el patrón de la quirúrgica”.

“Los cambios en el diseño, en los materiales o en los métodos de confección serán responsabilidad del fabricante y deben cumplir los métodos de ensayo y los criterios especificados en la tabla 1 para ser conformes con esta especificación, así como el resto de requisitos de la misma”, cita la influencer en un post de Instagram que se ha convertido en viral y que ha enseñado a muchos usuarios a protegerse correctamente contra el Covid-19.

 

Hay que certificar la mascarilla tras hacerle un bordado

 

Boticaria Garcia resume una de sus muchas indicaciones sanitarias asegurando que una mascarilla cumplirá la norma “si usa una tela homologada para UNE0065 y además sigue el patrón de la quirúrgica”. “Pero si decide por su cuenta cambiar el patrón y hacer costuras verticales, bordarlas y cuantas florituras estamos viendo», debe volverla a mandar a los laboratorios certificadores para que validen que una vez con la “raja en medio o el bordado sigue cumpliendo”, afirma la experta; aunque añade que “esto es difícil que ocurra”.

Esta indicación de ‘La Boti’ -como la llaman sus seguidoras- es aplicable a las mascarillas de tela que recuerdan a las quirúrgicas pero no a todas. “Las FFP2 pueden llevar costura central porque cierran por termosellado. No se pueden comparar las características de higiénicas con FFP2 en ningún caso”, insiste.

Con todo ello, la experta asegura que existen empresas que certifican “sin tener capacidad legal para hacerlo” por lo que su consejo es que si el usuario duda, escriba al Ministerio para que le informen de si esas empresas son laboratorios certificadores o no. “Contestan muy rápido”, anima en su post.

 

Las mascarillas ‘egoístas’

Sobre estas últimas mascarillas, las FPP2, Boticaria ya ha hablado en más de una vez tachándolas de ser las «mascarillas egoístas». Según explicó en su momento la influencer, aunque las mascarillas FPP2 con válvula protegen a la persona que la lleva, no lo hacen al resto de personas. Algo que no ocurre con las FPP2 normales.

Según explica la farmacéutica y escritora, en tipo de mascarillas con válvula, llamadas «mascarillas egoístas», permiten que salga el aire hacia el exterior por lo que la persona que está al lado puede contagiarse. «Están bien porque protegen a la persona que la lleva, pero si además quieres proteger al resto puedes ponerte encima otra mascarilla, en este caso, higiénica», explica.

 

Fuente: https://www.redaccionmedica.com/

Nota cierre de farmacias y establecimientos

Estimados Colegas:

Recordamos a Uds. que en el caso de cierre por vacaciones de oficinas de farmacias u otro establecimiento farmacéutico, deberán previamente ser comunicadas al Colegio de Farmacéuticos del Partido correspondiente, a fin tomar conocimiento y en los casos de las oficinas de farmacia para la organización del cronograma de turnos; a su vez la Filial deberá dar informe a este Colegio Central.

A tal fin adjuntamos  modelo de nota  para presentar ante la Dirección de Farmacia del Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires, en ocasión del cierre de la farmacia o establecimiento farmacéutico (haga click aquí)

Cordialmente.

Farmacia Belmartino

Tipo de Establecimiento:

Farmacia oficinal

Nombre del establecimiento:

Farmacia Belmartino

Función o cargo:

CO DT

Horario a cumplir:

8 a 12 y de 15 a 17 de lunes a viernes Sab hasta 13 hs

Localidad

Salto

Domicilio del establecimiento:

Buenos Aires y San Martin

Nombre del contacto:

Luciano Esperanza

Teléfono de contacto:

2474687286

Celular de contacto:

Ingresar celular de contacto

Mail de contacto:

Información adicional:

Información adicional

Farm. Diego Damian Daglio

Nombre y Apellido

Diego Damian Daglio

Localidad/Partido

Capital o Gran Buenos Aires

Teléfono

2324476924

Correo electrónico

Tipo de puesto

DT, co DT

Información adicional

C.V.

ALERTA DE LA RPVF 03/08/2020 PLATA COLOIDAL ARGENYL

La Plata, 03 de AGOSTO de 2020 – farmaceuticos@colfarma.org.arwww.colfarma.org.ar


Red Provincial de Vigilancia Farmacéutica
Colegio de Farmacéuticos de la Pcia. de Bs. As.

03/08/2020 Las alertas de la RPVF son preparadas para ser interpretadas por Farmacéuticos y otros profesionales de la salud.
Se autoriza la reproducción del presente alerta, citando la fuente.


Estimado Colega: Trascribimos la siguiente información de ANMAT

PLATA COLOIDAL ARGENYL

Disposición 5570/2020 DI-2020-5570-APN-ANMAT#MS – Prohibición de uso, comercialización y distribución.

ARTÍCULO 1°: Prohíbese el uso, comercialización y distribución en todo el territorio nacional del producto rotulado como: “PLATA COLOIDAL ARGENYL”, por las consideraciones vertidas en el considerando.

Ver en: https://www.boletinoficial.gob.ar/detalleAviso/primera/232954/20200803

ALERTA DE LA RPVF 31/07/2020 BARBIJO QUIRÚRGICO TIPO 3 CLASE 2, BARBIJO TRICAPA CON TIRAS

La Plata, 31 de JULIO de 2020 – farmaceuticos@colfarma.org.arwww.colfarma.org.ar


Red Provincial de Vigilancia Farmacéutica
Colegio de Farmacéuticos de la Pcia. de Bs. As.

31/07/2020 Las alertas de la RPVF son preparadas para ser interpretadas por Farmacéuticos y otros profesionales de la salud.
Se autoriza la reproducción del presente alerta, citando la fuente.


Estimado Colega: Trascribimos la siguiente información de ANMAT

BARBIJO QUIRÚRGICO TIPO 3 CLASE 2, BARBIJO TRICAPA CON TIRAS

Disposición 5596/2020 DI-2020-5596-APN-ANMAT#MS – Prohibición de uso, comercialización y distribución.

ARTÍCULO 1°.- Prohíbese el uso, la comercialización y la distribución en todo el territorio nacional, de todos los lotes del producto falsamente rotulado como: “BARBIJO QUIRÚRGICO TIPO 3 CLASE 2, BARBIJO TRICAPA CON TIRAS – DOC10-fabricado por LABORATORIO RODIMED de ASSI DIANA MARIA”, de acuerdo a las caracteristicas detalladas en el considerando.

Ver en: https://www.boletinoficial.gob.ar/detalleAviso/primera/232898/20200731

El CIMF recomienda: Un spray nasal contra el COVID-19

Científicos argentinos testearán clínicamente la capacidad de un fármaco aprobado por la ANMAT para filtrar la infección por SARS-CoV-2 por la vía nasal y frenar tempranamente la expansión del virus en el organismo.

Es sabido que uno de los principales accesos de las partículas virales del SARS-CoV-2 al organismo humano es la vía nasofaríngea. Por ese motivo, poder bloquear farmacológicamente esta puerta de entrada para el ingreso del virus, sobre todo en poblaciones que están muy expuestas a infectarse como el personal de salud, podría ayudar a reducir el número de casos de COVID-19.

Esta es una de las aplicaciones potenciales que un equipo de investigadores argentinos, enmarcados en un proyecto seleccionado en la convocatoria lanzada por la Unidad Coronavirus COVID-19 (conformada por el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación, el CONICET y la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación, en el marco del Programa de Fortalecimiento Federal), visualiza en un spray nasal, que ya se comercializa en la Argentina y en otros dieciséis países para el tratamiento de resfríos comunes, cuyo principio activo es la carragenina.

Los carragenanos son polisacáridos (unión de muchos monosacáridos o azúcares) producidos por algunas algas rojas que desde que fueron descubiertos, hace alrededor de seiscientos años en un pueblo del norte de Irlanda -conocido justamente como Carraghen-, son utilizados como espesantes y estabilizadores de alimentos. En la actualidad, su uso está muy difundido, no sólo en la industria alimentaria, sino también en la farmacéutica y la cosmética.

Hace ya más de seis décadas, estudios científicos empezaron también a poner a prueba con éxito las propiedades antivirales de la carragenina. Así, diferentes ensayos, in vitro y en modelos animales, probaron su capacidad de inhibir distintos virus con envoltura, como el virus de la influenza B, virus herpes tipos 1 y 2, virus de la inmunodeficiencia humana, del papiloma humano, influenza A H1N1, dengue, rinovirus, hepatitis A, enterovirus y algunos coronavirus.

La acción antiviral de la carragenina se debería a que este compuesto polimérico funcionaría como una barrera eléctrica que, gracias a su carga negativa, se uniría a las partículas virales, cuya envoltura contiene proteínas con carga positiva, impidiendo así que el virus se una a la superficie de las células y bloqueando su ingreso a las mismas. La carragenina puede también “capturar” las partículas virales que liberan las células que ya fueron infectadas.

“Esto nos permite pensar que la carragenina, aplicada a través de un spray nasal, podría tener dos objetivos diferentes en relación con el SARS-CoV-2. Por un lado, frenar la infección por la vía nasal en individuos sanos, mediante el blindaje de las células que forman el epitelio de la mucosa nasofaríngea. Por otro, en el caso de pacientes infectados que fueron recientemente diagnosticados, impedir que la partículas virales liberadas por las células que mueren colonicen nuevas células, por ejemplo del epitelio olfatorio, y que eso le permita al patógeno esparcirse hacia nuevas vías, para terminar llegando al sistema nervioso central; o que infecten más células del epitelio respiratorio, en el camino hacia el aparato respiratorio inferior”, señala Osvaldo Uchitel, director científico del proyecto e investigador superior del CONICET en el Instituto de Fisiología, Biología Molecular y Neurociencias (IFIBYNE, CONICET-UBA), del que fue su primer director.

“Si evitamos que el virus llegue al cerebro o a los bronquios y pulmones, entonces, el aparato respiratorio no se vería comprometido, y podríamos colaborar a reducir la cantidad de pacientes con COVID-19 en estado grave o incluso moderado”, enfatiza Diana Jerusalinsky, otra de las integrantes del proyecto e investigadora principal del CONICET en elInstituto de Biología Celular y Neurociencia “Profesor Eduardo de Robertis” (IBCN; CONICET-UBA).

Uno de los síntomas frecuentes del COVID-19 es la anosmia o pérdida del olfato. De acuerdo con los investigadores, esto ocurriría debido a la colonización por parte del virus de células del epitelio olfatorio, desde donde puede viajar directamente hacia el sistema nervioso central para atacar al centro respiratorio, y allí afectar a las neuronas de forma directa o, indirectamente, a través de procesos inflamatorios. Para Uchitel y Jerusalinsky, especialistas en neurociencia, impedir mediante un tratamiento temprano que esto ocurra es clave para evitar que las infecciones por SARS-CoV-2 comprometan el funcionamiento del sistema respiratorio.

“La idea es hacer dos ensayos clínicos. Uno, en el que participará personal salud de hospitales del AMBA, nos permitirá conocer en qué medida el spray puede ayudar a prevenir la infección por SARS-CoV-2 en personas con alta exposición al virus (habrá dos poblaciones: una que será tratada con carragenina y otra, control, que recibirá un spray sin carragenina, como placebo). El otro ensayo involucrará a pacientes con COVID-19 recientemente diagnosticados (no más de 48 horas) y con síntomas leves, y apuntará a ver si la carragenina aplicada a través del spray nasal puede contribuir a evitar que las partículas virales lleguen al sistema nervioso central”, afirma Uchitel.

Tanto los resultados de los experimentos realizados con modelos animales y líneas celulares in vitro (que constan en la literatura), como los ensayos clínicos que verificaron la eficiencia del spray nasal para tratar resfriados comunes (que involucran, en algunos casos, a virus de la familia de los coronavirus) permiten a los investigadores ser optimistas.

Los otros dos investigadores que participan de este estudio, Juan Manuel Figueroa, director clínico del proyecto y responsable de la Sección de Neumonología Infantil del Hospital de Clínicas José San Martín, y Lorena Itatí Ibáñez, investigadora del CONICET en el Instituto de Ciencia y Tecnología César Milstein (ICT Milstein, CONICET-Fundación Pablo Cassará), presentaron en el 2015, en el 7° Congreso Argentino de Neumonología Pediátrica, un trabajo que mostró que la carragenina inhibe la replicación viral en cultivos de una línea de células de epitelio respiratorio humano infectadas con el virus de influenza H1N1.

“Otro aspecto importante de este proyecto es que, en caso de que los resultados de los ensayos clínicos sean los que esperamos -es decir, muestren la capacidad del spray para disminuir los casos con COVID-19 entre el personal de salud, y para impedir que en pacientes con poco tiempo de infección el virus termine comprometiendo al sistema respiratorio, evitando que el caso se agrave-, sería factible producir el fármaco masivamente y de forma económica. Hay que tener en cuenta que la carragenina también se usa en otros productos farmacológicos (además de en alimentos y cosméticos), y que está comprobado que no genera efectos adversos”, concluye Jerusalinsky.

 

Fuente: CONICET

Farm. Carolina Sparano

Nombre y Apellido

Carolina Sparano

Localidad/Partido

La Plata

Teléfono

2216423383

Correo electrónico

Tipo de puesto

DT, co DT, Farm. Auxiliar, Suplencias

Información adicional

Indicar Información Adicional

C.V.

ALERTA DE LA RPVF 28/07/2020 Lote ilegítimo del producto “Soliris”

La Plata, 28 de JULIO de 2020 – farmaceuticos@colfarma.org.arwww.colfarma.org.ar


Red Provincial de Vigilancia Farmacéutica
Colegio de Farmacéuticos de la Pcia. de Bs. As.

28/07/2020 Las alertas de la RPVF son preparadas para ser interpretadas por Farmacéuticos y otros profesionales de la salud.
Se autoriza la reproducción del presente alerta, citando la fuente.


Estimado Colega: Trascribimos la siguiente información de ANMAT

Lote ilegítimo del producto “Soliris”

ANMAT advierte sobre unidades falsificadas del producto Soliris, que ingresan por RAEM

La ANMAT informa que, de acuerdo a lo informado a través del sistema de Alerta Rápido Internacional, han sido detectadas por ANVISA – Brasil, unidades falsificadas correspondientes la siguiente especialidad medicinal:

SOLIRIS/ECULIZUMAB 300 mg, vial 30 ml (10 mg/ml), concentrado para perfusión intravenosa.

— LOTE 1003254 – Vto 05/2021
— LOTE 1000706 – Vto 07/2021
— LOTE 1000736 – Vto 07/2022
— LOTE 1000736 – Vto 03/2022
— LOTE 1000584 – Vto 03/2021
— LOTE 1000602 – Vto 02/2021

Es preciso mencionar que el producto citado ingresa al país bajo el Régimen de Acceso de Excepción de Medicamentos No Registrados – RAEM (ex Uso Compasivo), ya que no se encuentra inscripto ante esta Administración Nacional.

Al desconocerse las condiciones en las que fueron elaborados, se recomienda, en caso de poseer alguna unidad del producto con las características descriptas, no utilizarlo y ponerse en contacto con pesquisa@anmat.gov.ar.

Ver en: https://www.argentina.gob.ar/noticias/anmat-advierte-sobre-lote-ilegitimo-del-producto-soliris